DESPARASITACIÓN/VACUNACIÓN

 
DESPARASITACIÓN
 

Los parásitos se encuentran en el ambiente en que vivimos, por lo que es muy fácil que su mascota se contagie con ellos. La desparasitación de su animal puede ser hecha por usted mismo, ya que no es un procedimiento complicado, sólo deberá usted administrar el antiparasito en la cantidad suficiente (ni más ni menos), según el peso de su mascota, por ejemplo si la mascota pesa 5 kilos y la pastilla es en dosis única para 10 kilos, deberá partir la pastilla por la mitad.

 

¿Cuándo y con qué desparasitar?

Se debe desparasitar los gatos desde las 4 semanas de edad, repitiendo casa 15 días hasta los 3 meses de vida. Entre el 3° y 6° mes de vida se debe desparasitar mensualmente, y desde el 6° mes de vida desparasitar cada 3 o 4 meses de por vida. Existen medicamentos en el mercado específicos para gatos, como por ejemplo: DRONTAL GATOS, NANORMEN PLUS, PROFENDER GATOS, FEHLINGER, entre otros. Por lo que no es recomendable usar siempre el mismo antiparasitario.

 

¿El antiparasitario elimina todo tipo de parásitos?

Existen algunos parásitos que podrián afectar a los gatos, los cuales los antiparasitarios conmunes no ayudan a eliminar, como el caso de los parásitos protozoarios, por ejemplo la Giardia y el Coccidios, siendo necesario en estos casos tratamientos con medicamentos en dosis específicas. Siempre que se sospecha de parásitos protozoarios, el médico veterinario, recomendará un examen de las heces, para un diagnóstico y tratamiendo efectivo, que por lo general es con METRONIDAZOL.

 

¿Después de desparasitar, puedo dar pre-probióticos a mi gato?

Como los antiparasitarios no matan bacterias, por lo que se debe esperar 2-3 semanas y administrar por 7-10 días el pre-probióticos, como por ejemplo: Flora Fix. 

 

VACUNAS
 

El proceso de vacunación de los felinos se debe empezar con la TripleFelina a las 8 o 10 semanas de nacido, siendo necesario reforzar la primera dosis 3 semanas más tarde. No es necesario, aún que el veterinario insista, administrar al felino 3 dosis de la vacuna TripleFelina. Tras aplicar el refuerzo de la Triple Felina, se debe esperar de 1 a 3 semanas para aplicar la Antirrábica. 

IMPORTANTE: NUNCA aplicar la vacuna Antirrábica antes de los 3 meses de edad, ya que el cuerpo del felino aún no está preparado para recibir la vacuna y no creerá los anticuerpos correspondientes.

Luego de recibir las primeras dosis de la Triple Felina y Antirrábica. Los refuerzos consiguientes, dependen del modo de vida del gato. Si es un gato que vive dentro de su casa y no tiene acceso al exterior, incluyendo el patio, no se recomiendan refuerzos anuales, por lo que podrá vacunarlo a cada 3 años, pero si tiene contacto con el patio de su casa y sale de paseos con usted, corre más peligro de contagio, por lo que habrá que reforzarse con más frecuencia; una vez al año. Aunque recuerde, la vacuna Triple Felina no impide que su gato se enferme con los virus de Rinotraqueitis viral felina; Calicivirus felino; Panleucopenia felina, la función de la vacuna es tratar que el contagio del gato frente a estos virus no sea fatal. Lo mismo aplica para la vacuna Antirrábica.

No se recomienda aceptar, aún bajo recomendación de un médico veterinario, las vacunas CruadrupleFelina (como la TripleFeline, pero tiene Clamidia), PIF o de Leucemia Activa/Inactiva. Las 3 vacunas tienen opiniones muy contradictorias a nivel mundial, pero se ha visto que el porcentaje de efectos no deseados en los gatos tras recibir éstas vacunas, es sumamente elevado. Con la CuadrupleFelina, los gatos presentan constantemente signos de enfermedad por Clamidia. Los que reciben la vacuna PIF, mueren repentinamente, mediante la PIF SECA o la PIF HÚMEDA. Los que reciben la vacuna de Leucemia, empiezan a presentar signos de la enfermedad, como por ejemplo tumores.

Bajo ninguna circunstancia deberá usted por iniciativa propia aplicar alguna vacuna en su mascota, aún que haya leído en internet como hacerlo. Cualquier vacuna debe ser aplicada por un médico veterinario. Una vacuna mal aplicada, puede crear una protuberancia en la zona inyectada, la cual si no detectada a tiempo y tratada como corresponde, puede infectarse y generar molestias innecesarias para la mascota o peor aún requerir la amputación de una de sus extremidades.

IMPORTANTE: Nunca vacunar y desparasitar el animal al mismo día, hay que tener una pausa miníma de 15 días entre cada proceso. 

OBSERVACIÓN

TODA LA INFORMACIÓN DE ÉSTA PÁGINA ES MERAMENTE INFORMATIVA Y BASADA EN EL CONOCIMIENTO PERSONAL CON NUESTROS MAINE COON. 

CONSULTE SIEMPRE UN MÉDICO VETERINARIO, ANTES DE SEGUIR UN PLAN DE VACUNACIÓN Y/O DESPARASITACIÓN.

ÉSTE CRIADERO NO ES PATROCINADO POR NINGUNA DE LAS MARCAS NOMBRADAS AQUÍ.